Con música incidental espectadores disfrutaron del restaurado cortometraje “Solo”

Orlando Walter Muñoz protagoniza el relato en el que demuestra su gusto por la actuación, antesala de lo que sería su rol en la primera película de Aldo Francia, “Valparaíso mi Amor”.

Publicado el Jueves 07 de Septiembre de 2017
76

El Palacio Rioja de Viña del Mar fue el escenario ideal que brindó emoción, alegría y rememoración a los espectadores que pudieron ver el cortometraje o registro visual de Aldo Francia, “Solo” realizado el año 1966 y que fue acompañado por la música de Felipe Medina en el teclado, en el marco de las actividades del Festival Internacional de Cine de Viña del Mar FICVIÑA 2017 que se desarrolla esta semana.

Con una sala completa de asistentes, fue la instancia para mirar hacia atrás y apreciar la creatividad de Aldo Francia, al ver un Valparaíso que acoge a un personaje caminando solo a través de la ciudad porteña con un ritmo melancólico, pero esperanzador.

Claudio Francia, hijo de Aldo Francia quien asistió al evento, al igual que los invitados al FICVIÑA 2017 y público general, dijo que “la verdad es que este material es un registro no editado, pero a la Cineteca de la Universidad de Chile le hemos entregado la versión montada de la obra, aunque lamentablemente, hubo problemas en el sonido que no se pudo rescatar. Agradezco la presentación de la obra”, relató.

De manera sorpresiva, el público pudo apreciar un saludo de Eliseo Subiela hijo, quien relató a través de un video la importancia de lo que fue Viña y su festival de cine para el padre, al participar más de una vez y conocer al creador, Aldo Francia.

La función especial fue una forma de recordar el legado de dos directores, uno chileno y otro argentino, los que comenzaron a crear pequeños cortometrajes hasta convertir el cine desarrollado por ellos en una creación de arte y pensamiento.  

Aldo Francia es considerado uno de los pioneros del cine moderno en Chile. Tras su muerte en 1996, su legado aún se recuerda como patrimonio cultural en el relato cinematográfico. Por su parte, Eliseo Subiela, quien falleció el pasado mes de noviembre de 2016, tiene un historial cinematográfico destacado como la recordada película "Hombre mirando al sudeste”.

El año 1967, el director obtuvo el premio al mejor cortometraje en la primera edición del festival. Después de 50 años y celebrando el aniversario del FICVIÑA, los espectadores pudieron ver aquel cortometraje, “Sobre todas estas estrellas” que habla del casting y prueba que debe someterse una candidata para lograr la actuación en una película.

Programación FICVIÑA 2017